miércoles, 18 de julio de 2007

Sólo uno consiguió escapar




4 comentarios:

Pep dijo...

... que me gustan ... lo sabes ...
... la que consiguió escapar ... siguió volando hacia el cielo? ...
... convenció a su usuario de que todavía tenía uso? ... nunca existió, por que era un par impar? ...

Pekas dijo...

Este fantástico tipo de "arte callejero" se halla contagiando toda la penisula...vaya donde vaya...siempre encuentro zapatillas mágicas..( porque son mágicas...:-))) colgadas de aquél cable en el que cobran vida de nuevo... recordando imágenes del pasado...

Seguro que eran zapatillas de funámbulistas... y son huerfánas de artistas...

Suerte que hay otras ( y otros ..) artistas...que saben verlas y mirarlas con los ojos del cariño...

Un beso de buenas noches...

runner dijo...

La disociación...no existe lo uno sin lo otro, los extremos no lo son, sólo complementarios, un "buen" maratoniano, o ultra maratoniano debe dominar la estrategia tanto de la asociación como de la disociación, así es posible superar muchos momentos en los que el cuerpo dice basta...usar la mente como lo que es...sólo una herramienta.
En casa del herrero...las serpientes no son mis amigas, aprecio su belleza, pero las fobias, especialmente como estas, no son más que ancestrales, viscerales e irracionales condicionamientos que se pierden más allá de nuestra conciencia individual...
Joerrr que ladrillo te he soltado...sorry...
PD conciencia permanente, una cosa es dirigirse a algo y otra muy distinta es encontrarlo de forma permanente...no hay nada que lo sea...otras vezme enrrollo!!!!
bsss

Imagine Photographers dijo...

Es magnífico, en mi barrio hay muchas así y me gusta ...rompe con la frialdad actual del entramado urbano y ademas ayuda a los pájeros a detectar los cables y no dañarse
Saludos